Acabar con la obesidad: Psicólogos Nutricionales

Acabar con la obesidad: Psicólogos Nutricionales

Obesidad, psicólogos y hábitos saludables confluyen para acabar con los kilos de más con los que vive una persona. La Psicología nutricional es una de las mejores herramientas en la lucha del sobrepeso. A través de pautas, ejercicios y cambio de hábitos, la persona puede, no solo adelgazar, sino mantenerse en un peso normal con el paso de los meses y años.

Aspectos psicológicos de la obesidad

Una serie de alteraciones psicológicas se observan con mayor probabilidad en personan con obesidad. Por eso, debemos tener en cuenta siempre el papel del psicólogo a la hora de buscar la ayuda necesaria para el exceso de peso. Un trabajo multidisciplinar, basado en reducir malos hábitos profundos y enfocados en perpetuar las nuevas rutinas. Estas nuevas rutinas, harán que la vida de la persona cambie realmente.

¿Qué aspectos psicológicos influyen en la obesidad?

  • Alteraciones en la relación con la comida: falta de control, impulsos, sobrecompensación.
  • Insatisfacción con el propio cuerpo. En ocasiones, la percepción del cuerpo se encuentra alterada.
  • Altos niveles de estrés que deriva en ansiedad y/o depresión.
  • Bajos niveles de autoestima.
  • Mala gestión emocional, especialmente a la hora de poner límites a los demás y a uno mismo.
  • Problemas en las relaciones sociales.
  • Baja tolerancia a la frustración.
  • Malos hábitos de alimentación y actividad física.

Obesidad: Psicólogos para adelgazar

Dado a que en la obesidad están implicados múltiples factores, es necesaria no solo la ayuda médica/nutricional, sino también psicológica.

¿Es solo importante lo que una persona come? Tal vez, en muchos casos, sea casi tan importante la forma que tenemos de comer como lo que comemos. La manera de relacionarnos con la comida nos determina también nuestro estado de salud y nuestro peso corporal. La persona, por tanto, aprenderá a que la comida sea parte de su vida de una forma sana. El peso bajará, siempre y cuando no haya enfermedades asociadas no controladas.

Existen una serie de puntos terapéuticos comunes para dar solución al tratamiento de la obesidad. Un proceso psicológico destinado al cambio de hábitos y de vida.

1. Descartar problemas añadidos

Es importante descartar que la obesidad no se deba a una alteración del comportamiento alimentario, como la bulimia. En estos casos, el problema central no es el exceso de peso.

2. Origen del sobrepeso

En muchos casos, la obesidad aparece por factores genéticos/médicos que empujan a que la persona tenga unos peores hábitos de alimentación y actividad física. Primero hay obesidad, después malos hábitos. En estos casos, los problemas médicos deben ser tratados primero.

En los demás casos, la obesidad es la consecuencia de unos malos hábitos, por lo tanto, el abordaje principal es psicológico. Primero hay malos hábitos, después obesidad.

3. Mejorar la relación con la comida

La comida se convierte en adictiva, genera emociones negativas y hace que volvamos a comer. Un proceso de adicción muy similar al que ocurre con el alcohol, por ejemplo. La comida debe entonces normalizarse hasta mejorar la relación. Que no sea una parte que temamos de nuestra vida.

4. Trabajo a todos los niveles

No solo debe controlarse la variable psicológica. La persona también tiene que hablar con su médico o su nutricionista sobre el proceso que ha empezado con la ayuda de un psicólogo.

5. Perseverancia

Los procesos de adelgazamiento no son lineales. El peso no baja siempre igual. En las semanas donde hay mayores fluctuaciones, la persona puede perder la motivación. El psicólogo debe acompañar en estos malos momentos que, sin embargo, son normales.

6. Mejores herramientas

Se dota a la persona de una serie de herramientas que le ayudarán en la gestión emocional y la superación de obstáculos. Esto excede el área del peso corporal y afecta positivamente a todas las áreas de su vida.

La obesidad es una de las pandemias más extendidas a nivel mundial, especialmente en occidentes. Se asocia a nuestro estilo de vida, pero también a nuestras emociones, el estrés y los pocos recursos psicológicos que a veces tenemos. Ponerle remedio y que perdure en el tiempo está en nuestra mano.

Ponte en contacto con nosotros si estás buscando un Psicólogo experto en obesidad: Psicólogos nutricionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *