fbpx
Menú Cerrar

Cómo aumentar la autoestima: 5 herramientas para mejorar tu autoestima a diario en cualquier aspecto de tu vida

Aumentar la autoestima psicólogo online

Querer aumentar la autoestima es una de las preocupaciones más recurrentes en cuanto a salud mental se refiere. Cada vez somos más conscientes de la importancia de nuestro autoconcepto y de nuestra valoración personal. Y es que, la forma que tenemos de relacionarnos con nosotros mismos nos influye en múltiples áreas de nuestra vida. Si nuestra autoestima está en su punto óptimo, podemos ver cómo las relaciones mejoran o cómo somos más productivos en el trabajo. Pero las consecuencias de la baja autoestima pueden ser muy graves: desde no lograr vincularnos hasta atraer con facilidad a personas tóxicas a nuestra vida. Es por eso que, querer aumentar la autoestima debe ser una preocupación y una prioridad para nosotros.

¿Por qué es tan importante aumentar la autoestima? La valoración personal desde el punto de vista de la Psicología online

Cuando hablamos de aumentar la autoestima, en primer lugar, tenemos que saber qué es realmente ese concepto del que tanto oímos hablar. La autoestima es un conjunto de percepciones que una persona tiene sobre sí misma. No siempre se basa en hechos reales, objetivos y concretos, sino que es algo subjetivo y moldeado a lo largo de los años. Aquello que nuestros padres nos dijeron en la infancia, nuestras primeras relaciones o diferentes experiencias nos acaban dando una visión sesgada de nosotros mismos. En la autoestima caben conceptos como el “no soy suficiente”, “no estoy a la altura” o “no valgo para nada”. Nos es muy fácil ver cuándo es baja, aunque también está su opuesto, la alta y optima autoestima.

Dentro de la autoestima está el autoconcepto y la autovaloración, el cómo yo me veo y la valía que considero tener. Para aumentar la autoestima tenemos también que ver y trabajar esos dos aspectos.

Aumentar la autoestima desde el autoconcepto

El autoconcepto hace referencia a cómo yo me veo, qué cualidades y fortalezas considero tener, así como aspectos negativos con los que cuento. Si queremos aumentar la autoestima, debemos también saber cómo cambiar la percepción sobre una misma, ya que no siempre es real ni positiva. No se trata de inventar cualidades, sino de saber mirar qué somos con objetividad y profundizar en aquello que es constructivo.

Cambiar la autovaloración para aumentar la autoestima

Para aumentar la autoestima, también debemos identificar nuestra autovaloración. Se trata de la valía que una persona considera tener, muchas veces en base a juicios y sesgos destructivos. Sin embargo, valorarnos es considerar que lo bueno y lo malo que hay en nosotros es lo que somos, desde la aceptación. Y que, además, tenemos la capacidad para poder modificar algunas cosas que no nos gusten. Aumentar la autoestima no solo es saber aceptarse, sino contar con la certeza de que determinados rasgos son modificables.

¿Cómo puedo aumentar la autoestima diariamente? Fíjate en estas herramientas de la Psicología online

Nuestra autoestima, lo que consideramos que somos y valemos impacta en todas las áreas de nuestra vida diariamente. Me dice cómo me tengo que relacionar, como hablar o andar, incluso, qué merezco en mis proyectos o en mis vínculos. Por eso, al aumentar la autoestima nos vamos a asegurar que sea de forma constante, fácil y aplicable en el día a día.

A través de las siguientes herramientas podemos aumentar la autoestima:

1. Cambiar el foco

Si queremos aumentar la autoestima, la primera dificultad que veremos es a la hora de ver nuestra valía y nuestro autoconcepto. Nos fijaremos en exceso en las carencias, en los defectos y en los puntos débiles. No se trata de que contemos con un mayor número de esos elementos, sino que es un sesgo. Nuestro cerebro va directamente a aspectos negativos que, aunque existan, eclipsan lo constructivo y positivo.

Una buena herramienta diaria para aumentar la autoestima es buscar cambiar el foco. Cada día dedica dos o tres minutos a pensar o mirarte en el espejo mientras buscas dos cualidades que tengas que sean positivas. Lo ideal es que cada día busques dos nuevas. Lo malo seguirá, pero aprenderemos a mirar hacia lo positivo con lo que sí contamos.

2. Los límites

Una de las cosas que vemos en las personas con baja autoestima es que no saben ser asertivas. No ponen límites de forma sana, se dejan invadir y no expresan sus necesidades a los demás. Para aumentar la autoestima tenemos que alcanzar la seguridad emocional. Desde la gestión de los límites veremos cómo la autovaloración aumenta.

Para aplicarlo diariamente y aumentar la autoestima podemos usar la siguiente herramienta: cada día escúchate y di “no” a algo que no quieras hacer o que te haga sentir incómoda. Al principio nos va a ser muy difícil poner límites a todo y a todos si no estamos acostumbrados. Por eso, empieza por un límite diario. Permítete estar incómodo en ello. Ánclate a que mereces seguridad. Y deja que poco a poco eso se integre en ti.

3. Mis relaciones

Para aumentar la autoestima tenemos que reforzar todas aquellas relaciones que nos aportan y suman. Pero parece que no siempre tenemos tiempo. Tal vez haya aspectos o personas que se estén llevan todo ese tiempo.

La herramienta diaria que debemos aplicar para aumentar la autoestima en las relaciones es la siguiente: cada día dedica, al menos 30 minutos a potenciar una relación. Hay múltiples formas de hacerlo, desde tomar un café, llamar por teléfono o escribir por WhatsApp. Si consideras que no tienes esos 30 minutos, ¿qué se te está llevando el tiempo que deberías dedicar a tus relaciones?

4. Mis metas

Las metas y los objetivos son una fuente indispensable de motivación, imprescindible para aumentar la autoestima. Hay que ser conscientes de que, cuando el autoconcepto es bajo, no tendremos la energía suficiente para dedicarnos ni a las metas ni a los objetivos. Por eso, empezaremos poco a poco.

Herramienta diaria para aumentar la autoestima: cada día al levantarte dedícate 15 minutos a escribir 3 metas y objetivos del día. Da igual si son grandes o pequeños. De hecho, si buscas algo grande, divídelo en pequeñas metas diarias. Escribe esos objetivos en esos minutos y busca la forma de llevarlo a cabo durante el día.

5. Mi espacio

Lo que yo soy solo puede ser escuchado en el silencio y en la intimidad, aunque no siempre nos es cómodo. Aumentar la autoestima pasa por aumentar el tiempo que dedicamos a nuestra soledad. Una soledad que puede ser construida desde el respeto y la intimidad hacia nosotras mismas.

La herramienta que aplicaremos para aumentar la autoestima diariamente implica que cada día estemos 30-45 minutos a solas. Este tiempo puede ser dentro o fuera de casa, sin música ni distracciones. Un paseo, un rato de meditación, contemplar una planta o mirarnos en el espejo son prácticas necesarias y útiles.

Aumentar la autoestima es una prioridad para la que no siempre tenemos tiempo o no encontramos las herramientas necesarias. Con estas cinco técnicas vamos a ver resultados desde la primera semana. El foco girará hacia nosotros, hacia lo que somos y lo que valemos. Y con el paso del tiempo ganaremos fortaleza y seguridad.