Cómo ser feliz en 5 minutos: felicidad sin excusas

Cómo ser feliz en 5 minutos: felicidad sin excusas

¿Cómo ser feliz en 5 minutos lo puedo aprender? Sí, podemos aprender a generar bienestar en tan solo pocos minutos. Va en contra del pensamiento tradicional, que la felicidad se construye con esfuerzo y mucho tiempo. Sim embargo, nuestros pensamientos y nuestro cuerpo pueden activarse de forma inmediata. Si nos activamos en segundos, también lo hará la sensación de bienestar subjetivo.

Qué es la felicidad

La felicidad reconoce un estado de bienestar que perdura de forma relativa en el tiempo, aunque de manera variable. Esta felicidad suele ser vista como algo que tenemos que sentir de forma muy elevada durante todos los días. Sin embargo, la felicidad es acumulativa y nunca continua.

La felicidad es una elección, una actitud que proyectamos y que buscamos lograr. Es un estilo de vida que, de forma automática, nos marca el camino. Debemos, por tanto, tomar el control y hacernos responsables de nuestra vida, y de nuestra felicidad.

La felicidad, además, se sustenta en lo material, pero hasta cierto punto. Los estudios que existen al respecto demuestran que el dinero, el bien más representativo del materialismo, sí aportaría a nuestra felicidad, pero hasta cierto punto. Sobrepasado un punto variable en cada persona, no aumentaría el bienestar. Es, por tanto, un empuje, un apoyo, pero todo lo demás, sería cuestión de aspectos inmateriales, donde se encontraría la actitud y la personalidad.

Cómo ser feliz en 5 minutos

Si a través de pequeños pasos, muy concretos, estimulamos nuestra sensación de felicidad, podemos también hacer que sea permanente. No se trata de oscilar en una montaña rusa emocional. Con estos pasos, repetidos y automatizados, lograremos que se vaya convirtiendo en algo más permanente. Y, además, veremos cómo actúa de protector contra sintomatología depresiva y/o ansiosa.

Las siguientes 5 estrategias estás diseñadas para aprender a cómo ser feliz en 5 minutos. Una inyección de psicología destinada a tu bienestar.

1. Día con sentido

¿Qué sentido tiene el día de hoy? Muchos días nos dedicamos a actividades rutinarias que no nos hacen sentir que haya un sentido. Los días puntuales en los que hay una reunión muy importante o tenemos un cumpleaños, por ejemplo, son los que sentimos que todo merece la pena. Esto crea grandes desigualdades, marcando grandes diferencias entre lo que sentimos un día u otro.

Hoy, ¿qué sentido tiene tu día? ¿Para qué estás trabajando?

2. Gratitud

La gratitud es una de las fortalezas más enriquecedoras que existen. Tiene efectos directos contra la tristeza o el estrés. Hay ejercicios más amplios, como el diario de gratitud, que sirve de terapia protectora contra la depresión. Sin embargo, se puede usar esta técnica de manera puntual: escribe tres cosas con sus tres motivos por las que estés enormemente agradecido.

3. Relaciones positivas

Desde el Modelo PERMA de Martin Seligman, uno de los padres de la Psicología Positiva, las relaciones son parte imprescindible de la felicidad. Tener relaciones positivas significantes nos hacen sentir mejor.

Coge el móvil y escribe o llama a alguien que te importe de tu vida. Procura hacerlo con alguien que te vaya a aportar ese estado de felicidad y con el que no hables a diario.

4. Muévete

El ejercicio tiene un gran poder sobre el bienestar. No ayuda en la liberación de endorfinas y por, tanto, nos hace sentir mejor. Si es importante una clase entera de spinning, pero podremos con un ejercicio rápido en casa resultados cercanos. Saltar a la comba, pedalear en la bici estática o hacer burpees.

5. Imagina

¿Cuál es el proyecto que ahora mismo tienes entre manos? ¿Un ascenso? ¿El trabajo final de master? Dedica dos minutos a respirar de forma diafragmática e imaginar cómo será el mejor resultado posible.

Practica los 5 pasos hoy. Hazlos tuyos. Haz que sean parte de tu rutina. Con el tiempo, serán automáticos y, con ellos, también tu felicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *